Introducing the New Testament, 2nd Edition

A Historical, Literary, and Theological Survey

Chapter

9. Juan

Resumen del capítulo

Este capítulo ofrece una breve reseña del contenido del Evangelio de Juan, seguido por la explicación del trasfondo histórico, los rasgos distintivos y los temas importantes.

En términos del trasfondo histórico, se suele pensar que el Evangelio de Juan se escribió por etapas y que la versión más temprana fue producida por el «discípulo amado» de Jesús. Se cree que la que tenemos ahora fue compuesta, sin embargo, por editores posteriores, en algún momento cercano a finales del siglo I. Existe un debate no concluyente entre los eruditos respecto de qué fuentes podrían haber utilizado el autor o los editores del Evangelio de Juan, incluida la cuestión de si estaban al tanto de los demás Evangelios del Nuevo Testamento.

La mayor parte del material de este Evangelio es único y transmite historias sobre Jesús y palabras que se le atribuyen y de las que no se comenta en ningún otro lugar. En general, Juan nos indica que fue un ministerio que se extendió en un período de tiempo mayor y que se concentró más en Jerusalén y más en sus alrededores de lo que suponen los demás Evangelios. De manera más notable, Jesús enseña siguiendo un estilo muy distinto a cómo lo hace en los demás Evangelios (discursos filosóficos en lugar de parábolas y aforismos) y el contenido de su doctrina se centra, de forma más importante, en su propio papel y en su identidad.

El Evangelio de Juan presenta a Jesús como la verdadera revelación de Dios, Aquel cuyas palabras, hechos y la persona misma que dio a conocer a Dios. Sin negar su humanidad, este Evangelio enfatiza la identidad divina de Cristo como Aquel al que se le puede llamar realmente Dios. Su crucifixión se presenta como una exaltación por medio de la cual se revela el amor de Dios de manera suprema. La salvación se concibe como una experiencia de vida abundante, eternamente válida y llena de sentido: este tipo de vida trasciende a la muerte, pero ya se puede experimentar en el presente. Los creyentes viven esta vida como una relación de amor en la que están místicamente unidos a Cristo y reciben el Espíritu Santo, a quien se le llama aquí «el Paracletos». La oposición a Cristo y a aquellos que le siguen procedía del mundo en general y de los judíos en particular, y una hostilidad así precisa del amor común que los creyentes deberían sentir unos por otros.


Preguntas de estudio

  1. ¿Quién podría ser el «discípulo amado»? Explicar por qué algunos eruditos identifican esta figura con el apóstol Juan y por qué otros eruditos piensan que esta identificación es poco probable.

  2. Resumir en términos amplios el proceso por medio del cual podría haberse compuesto el Evangelio de Juan, citando pruebas del texto que sugieran que experimentó algún tipo de revisión editorial.

  3. Enumerar al menos cinco historias del Evangelio de Juan que no se encuentren en ningún otro libro del Nuevo Testamento y cinco tradiciones sobre Jesús comunes a los demás Evangelios que no se hallan en Juan. ¿Qué nos señalan estas comparaciones sobre las prioridades características de Juan?

  4. Describir tres formas en que Juan presenta a Jesús como la verdadera revelación de Dios.

  5. Explicar cómo y por qué presenta Juan la muerte de Jesús como una glorificación e indicar cómo podría correlacionarse esta presentación con su comprensión de la salvación como vida abundante.

  6. Contrastar la visión de vida del Evangelio de Juan dentro de la comunidad creyente con la que los conversos experimentarán fuera de ella.